lunes 25 de marzo de 2019
La opinión de un especialista en Comercio Exterior sobre la actualidad del sector.

La opinión de un especialista en Comercio Exterior sobre la actualidad del sector.

Entrevista a Gustavo FADDA

Los Cambios en el Valor del Dólar durante este año, ¿Qué resultados han arrojado para el Comercio -Exterior Argentino?
Según distintos estudios, con la devaluación, el aumento del dólar y la mejora de la competitividad cambiaria, más de la mitad de los exportadores vendieron más al exterior.
En definitiva, más exportaciones por un mayor efecto precio pero con volúmenes menores.
Desde el punto de vista macroeconómico, se logró en Setiembre que Argentina volviera a registrar superávit comercial luego de 20 meses.
Según Marcos Cohen Arazi, Economista del IERAL, luego de los fuertes vaivenes experimentados en lo que va del año en el valor del dólar, se manifiesta un interesante margen de competitividad cambiaria.
El tipo de cambio real multilateral en noviembre resulta 34 % superior al de igual mes de 2017.
Respecto del dólar, la suba es de 43% interanual. En el caso del tipo de cambio real con Brasil, la paridad se ubica un 27 % por encima del 2017. En el caso de Chile la diferencia es un 34 % superior, mientras que resulta de 37% en el caso de México y del 35% en relación con la zona del Euro.

¿Cuál es su visión con respecto a la situación del Mercosur y la relación bilateral con Brasil, y sus proyecciones relacionadas con la asunción de Bolsonaro como presidente?

La visión que tengo es que está totalmente agotado, ya que fue un bloque comercial que devino en un bloque político y se quedó sin agenda económica y comercial.
Por lo tanto, lo que es evidente es que el Mercosur no es una prioridad para Brasil y tampoco para la Argentina, si tomamos en cuenta la paralización que lo aqueja desde hace muchos años. Necesita una revisión a fondo desde hace ya mucho tiempo.
Cómo afirma Carlos Canta Yoy, Especialista en temas de Comercio Exterior del Mercosur, un replanteamiento de sus objetivos basados en la realidad actual de sus Estados Miembros y del mundo, que no es la misma de comienzos de la década del 90.
Con la llegada de Macri al gobierno, Argentina viene gestionando importantes cambios en materia de relacionamiento con el mundo, más la próxima irrupción de Bolsonaro en Brasil con la idea de modernizar el Mercosur, me parece muy positivo, y por cuestiones de pura necesidad, es imperioso reformular el Acuerdo, ya que no hacerlo y seguir por el camino actual, seguirá en la intrascendencia misma y en lenta agonía.
En cuánto a la relación bilateral, según el último informe de coyuntura de la Fundación Mediterránea, el vecino país aumentó en el año 16 % en dólares sus compras de origen Argentino.
Este fenómeno se profundizará en 2019, ya que se espera que el PBI del vecino país se expanda a un ritmo cercano del 2,5 % anual, en un contexto de apreciación del Real y en relación con el Peso Argentino, que favorece la competitividad de los productos locales, según lo previsto por el economista del IERAL, Jorge Day.
Por lo cual, más allá de la asunción de Bolsonaro y de su ideología imperante, los que venimos de Ciencias Económicas siempre hablamos con los papeles de trabajo y los números en las manos, razón suficiente para afirmar que el solo hecho de que Brasil aumente su PBI en 1 punto porcentual, por efecto arrastre, Argentina crece sin hacer ningún esfuerzo, el 0,25 % anual su PBI.
Es decir, si Brasil crecerá al 2,5 % anual, Argentina ya tiene 0,62 % de crecimiento económico asegurado.
Trigo, autos, combustibles, manzanas y peras, ajo, vinos y aceite de oliva, lideran las ventas al gigante brasileño.
Las previsiones para el 2019, es que Brasil incrementará sus compras desde Argentina.

El Sector Exportador en ¿Qué deberá trabajar para lograr incrementar sus exportaciones?

Argentina de los 136 sectores económicos que posee, 132 exportan, y existe en el mundo una excelente imagen de la Agroindustria Argentina.
Sin embargo, producimos solamente el 0,8 % del PBI mundial y participamos con el 0,3 % de las exportaciones mundiales de Bienes.
El país tiene claramente identificado un gran perfil internacional, y es la de ser un gran exportador de Bienes de origen Agropecuario, con una participación mundial del 2,5 % en dicho sector, y por ende la estrategia comercial debería fortalecerse por ese lado.
El gobierno buscar incrementar las exportaciones incorporando nuevas empresas, para lo cual se busca recuperar a más de 5.000 empresas que alguna vez en el pasado exportaron.
También impulsando nuevas herramientas cómo ser el Régimen de Exporta Simple, y que luego de un año de existencia, necesita de manera urgente una modificación, perfeccionándolo para que sea auténticamente federal e incluyente, y de esa manera se obtendrán seguramente nuevos exportadores y por ende mayores exportaciones.
Yendo más a fondo, el problema que más aqueja a las Pymes exportadoras es la pérdida de competitividad, resaltando que las causas más importantes son la mayor Presión Fiscal y el Costo del Financiamiento, según un estudio de la Cámara de Comercio Exterior de Córdoba (Cacec).
Cómo observamos, el ajuste cambiario ayudó, eliminando un problema, pero no es el único, ya que la competitividad es sistémica, incluyendo dentro de la misma, la inestabilidad política y los problemas de infraestructura.
El desarrollo exportador sólo puede darse en el marco de un horizonte temporal de mediano y largo plazo. No puede exportarse de la noche a la mañana, como tampoco es de esperar que las empresas realicen una fuerte apuesta a la exportación en el muy corto plazo. La evidencia es irrefutable, marchas y contramarchas de la política económica, fuerte volatilidad, recambios ministeriales y de banquero central, forman parte de la tradición de los últimos años.
Por lo tanto, debido al marco incierto que la política económica tiene para ofrecer en el mediano y largo plazo, requisito indispensable para emprender acciones vinculadas al comercio internacional, el aumento de las exportaciones no será muy significativo.

El mundo de los Negocios está cambiando. ¿Qué perspectiva tiene sobre la situación desatada entre Estados Unidos y China?

La guerra comercial entre las 2 economías más poderosa del mundo, desde el punto de vista económico y comercial, ha beneficiado en parte a la Argentina, especialmente a algunos sectores, y en otros la ha perjudicado.
Desde lo político, la cuestión es más delicada, ya que EE.UU es un socio comercial y político relevante, mientras que China se ha transformado en el principal inversionista extranjero en el país y es nuestro principal destino exportador de la Agroindustria, motivo por el cuál, implica un enorme desafío en materia de Relaciones Internacionales para Argentina.
El paso del G20 por Argentina, puso paños fríos en el conflicto entre China y EE.UU.
Hasta ese momento, el conflicto suponía un menor crecimiento de la economía mundial.
Al fijarse una tregua de 90 días a la guerra comercial, impactando positivamente en el Comercio Internacional y significando mejores precios de los commodities que exportan los países de Latino América.

¿Que dejó el G20 para Argentina?

El gobierno de Argentina asegura que la cumbre del G20 fue una excelente oportunidad y estima que, mirando hacia 2019, hay en carpeta de proyectos 30.000 millones de dólares de inversión en infraestructura a través del sistema PPP.
La mayor proporción de inversiones la están recibiendo los sectores de petróleo y gas, con Vaca Muerta a la cabeza.
Pero lo más destacable de la Cumbre fue la importancia de los Proyectos de Inversión en Infraestructura, uno de los temas propuestos por Argentina.
Entre ellos es de destacar en materia de Comercio Internacional, el financiamiento que brindará China por 1.000 millones de dólares, para el desarrollo del Tren de San Martín Cargas, que permitirá unir Mendoza con Rosario y Buenos Aires, para sacar la producción de Cuyo por el Atlántico.
También los 800 millones de dólares que invertirá la OPIC, la agencia de Inversión de Estados Unidos, en Vaca Muerta, para el desarrollo de energías renovables, que en definitiva permitirá llevar el gas desde Vaca Muerta a todo el NOA Argentino, y con eso sustituir el gas que actualmente se importa desde Bolivia.

Mgter Gustavo Fadda Docente en UNC, UCCOR, UNVM, UES 21 Especialista en Comercio Exterior

Fuente: For Export