lunes 17 de diciembre de 2018
Fruit Logística’ concluye hoy con la presentación de un importante Informe sobre tendencias

Fruit Logística’ concluye hoy con la presentación de un importante Informe sobre tendencias

La Feria líder del comercio global frutas y hortalizas frescas ha publicado un importante Informe sobre el desarrollo de nuevas tecnologías, el crecimiento de la venta minorista online y el aumento del consumo fuera de casa, tres áreas que cambiarán radicalmente la cadena de suministro de productos frescos en los próximos diez años.

Fruit Logística convocó este año, en Berlín, a más de 75.000 visitantes profesionales provenientes de más de 130 países y 3.100 expositores de más de 80 países representaron la cadena completa de producción de frutas y verduras frescas de todo el mundo.

Durante su desarrollo se presentó un nuevo e sorprendente Informe que explica cómo los mercados, los consumidores, las empresas y la tecnología rediseñarán el futuro del negocio de productos frescos.

El informe “Disrupción en la distribución”, elaborado por Oliver Wyman, empresa consultora líder mundial, fue presentado como parte del evento “Fruitnet World of Fresh Ideas” y proporciona un estudio de gran alcance sobre el comercio mundial de productos hortofrutícola con ideas que pueden ayudar a los productores de frutas y verduras a satisfacer las necesidades de sus clientes también en el futuro.

El Informe Wyman describe cómo los mercados, los consumidores, las empresas y las tecnologías cambiarán el aprovisionamiento, el transporte y la distribución de productos frescos. En un mercado cada vez más globalizado e interconectado, es de particular importancia atender esa demanda en constante aumento debido al crecimiento de la población en ciertas partes del mundo y al aumento del gasto en alimentos.

El informe predice una serie de nuevas oportunidades y desafíos para el comercio hortofrutícola, por ejemplo: 1. La creación de redes de distribución más rápidas y flexibles, que se caracterizarán por una mayor transparencia, sistemas de previsión más sofisticados y, en muchos casos, una cooperación más estrecha entre los socios de la cadena de suministro, donde las negociaciones a menudo no han sido nada fáciles; 2. Un crecimiento continuo de las ventas online mundiales de frutas y verduras, impulsado por costos de entrega más bajos, mejores tecnologías de distribución y un interés cada vez mayor de los clientes; 3. Una mayor complejidad y expectativas del cliente en el campo del consumo fuera del hogar a medida que los consumidores demandan cada vez más calidad, conveniencia y variedad de puntos de venta.

Rainer Münch, autor principal del informe de Oliver Wyman. explica que “el mercado de frutas y hortalizas frescas se está volviendo más global y conectado… Lo que a su vez cambia la forma en que los productos frescos llegan desde su origen hasta su destino”.

“La cadena de suministro de frutas y verduras -destaca el Informe-  se encuentra en constante cambio ya que se rediseña de forma continua a través del surgimiento de nuevos segmentos de mercado y la evolución de la demanda de los consumidores. Las empresas a lo largo de toda la cadena de suministro, desde los productores hasta los minoristas, se están expandiendo y fusionando. Su desarrollo va de la mano con un impulso considerable para una mayor eficiencia y transparencia, respaldado por un progreso tecnológico aparentemente imparable”.

El trabajo de Rainer Münch coincide con un estudio de mercado realizado por Marta Kwiatkowski y Cristine Schäfer y editado por Gottlieb Duttweiler Institute sobre tendencia del Comercio Hortofrutícola en 2025. Allí se plantean importantes transformaciones en la industria agroalimentaria y a la comercialización de los productos frescos y la necesidad de responder a preguntas como: ¿serán los drones y vehículos inteligentes los que nos entregarán los productos frescos? ¿Llegaremos a consumir las frutas y hortalizas llegadas directamente del campo? ¿Nos permitirán los cambios tecnológicos predecir el tiempo con meses de antelación para tener preparados nuestros campos?

Algunas certezas existen: un importante aumento de población global; mayor demanda de productos alimenticios y un mayor interés por los productos frescos y la vida sana en general. Y para atender esos desafíos es imprescindible una mayor especialización en la industria agroalimentaria y el desarrollo de nuevas técnicas que ayuden a una producción más eficiente y segura. Las consecuencias son claras: un cultivo más barato, preciso y al alcance de todo el mundo. Por tanto, a la agricultura tradicional le salen nuevos competidores; empresas diversificadas que están a la última en lo que a innovación tecnológica se refiere y que obligan a “las de toda la vida” a sumarse a la transformación para sobrevivir en el mercado.

En definitiva, la dura competencia del mercado hortofrutícola, el aumento de la población y la especialización de la industria agroalimentaria suponen para el comercio hortofrutícola del futuro la orientación hacia la producción local (“auténtico producto de casa”) combinada con alta tecnología; y una respuesta veloz (“aquí y ahora”) a una demanda exponencial de rapidez y calidad en la gestión de los pedidos agrolimentarios, con el uso intensivo de las plataformas digitales, como las app móviles o e- commerce propias de comercios mayoristas y minoristas.

Fuente:MarcoTrade