sábado 4 de abril de 2020
Desde abril regirá el nuevo acuerdo automotriz con Brasil, con más importaciones.

Desde abril regirá el nuevo acuerdo automotriz con Brasil, con más importaciones.

Desde abril próximo estará vigente el nuevo acuerdo automotriz firmado el año pasado con Brasil, que establece cupos muy elevados de importaciones para la Argentina, un escenario preocupante para el Gobierno, y fija el libre comercio con ese país en julio de 2029.

Fuentes diplomáticas señalaron al diario BAE Negocios que como Brasil emitió un decreto el pasado 5 de marzo, ratificando el acuerdo, en abril estará vigente luego de la protocolización ante la ALADI. Para tener idea del perjuicio económico que dejó la anterior gestión, el flex (coeficiente entre expo e importaciones) pasó de 1,5 dólares a 1,7 dólares hasta el próximo 30 de junio y a 1,8 dólares hasta junio de 2023.

Esto significa que por cada dólar exportado en vehículos y partes a Brasil, hasta la firma del tratado Argentina debía importar 1,5 dólares desde el vecino país. Ahora, tendrá que comprar 1,7 dólares hasta el 30 de junio y 1,8 dólares entre el 1 de julio de 2020 y el 30 de junio de 2023, llegando al extremo de 3 dólares entre el 1 de julio de 2028 y el 30 de julio de 2029.

«Macri y Sica dejaron una bomba activada y favorecieron a las automotrices, que se abusaron de las importaciones incumpliendo el acuerdo anterior, que borraron con el codo con la nueva firma del año pasado», acusan desde el Gobierno. Lejos de regularizar su situación, las terminales radicadas en la Argentina importaron vehículos y partes por encima de lo permitido por el Pacto Automotor Común, firmado en el 2015.

Fuentes diplomáticas brasileñas recordaron que «no existía margen de negociaciones para evitar el libre comercio en junio de este año», como sí logró la Argentina con México, pero el temor del presidente Jair Bolsonaro a un triunfo del entonces candidato por el Frente de Todos, Alberto Fernández, lo flexibilizó al punto de ofrecer cuotas por diez años más.

Por otra parte, Brasil quiere bajar el arancel externo común para autos y partes (hoy es del 35%) nada menos que un 10% en un plazo de 4 años. El esquema pergeñado que trajo Bolsonaro en su visita al ex presidente Mauricio Macri es: reducción del 1% en 2020; 2% en 2021; 3% en 2022; y 4% en el 2023.

Fuente: IProfesional

www.revistaforexport.com