lunes 22 de julio de 2019
Crecieron un 45% las exportaciones de durazno en el 2018.

Crecieron un 45% las exportaciones de durazno en el 2018.

Desde el Gobierno de Mendoza indicaron que las exportaciones de esta fruta en conserva crecieron un 45% en volúmenes y 27% en valores FOB. Los detalles.

La mayoría de las exportaciones de los principales productos del país, crecieron en relación al 2017. En este caso, el Gobierno de Mendoza informó los números de los duraznos en conserva.

En 2018, se exportaron 12.480 toneladas por un valor total de US$ 13,8 millones, mientras que en 2017 se vendieron al exterior 8.600 toneladas por un valor de US$ 10,8 millones.
Frente a este escenario, desde ProMendoza en conjunto con el Gobierno nacional, se realizaron las gestiones ante el Gobierno de México para reabrir el cupo de importaciones de durazno, lo que significó un fuerte impulso de ventas para el sector.

Además, el durazno en fresco también se vio muy beneficiado ya que, debido a la mejora en el tipo de cambio, los productores vieron una gran oportunidad en el mercado externo. Es por eso, que las ventas en toneladas y en precio crecieron más de 600%, vendiendo cerca de 3 millones de dólares y 2.700 toneladas en 2018, mientras que en 2017 sólo se vendieron 380 toneladas por un valor FOB de 400 mil dólares.

Este marco generó que el precio interno pagado al productor, también mejore. Según relevamientos del mercado del Instituto de Desarrollo Rural (IDR), el durazno industria aumentó 50% respecto de la temporada anterior.

Si bien aún no hay un monto final establecido debido a que los precios se fijan entre febrero y abril de cada año, hasta el momento el valor de referencia de las variedades de durazno industria para la actual temporada se ubica entre $6,50 y $8, para la calidad de primera y dependiendo de la zona de procedencia, lo que implica un incremento promedio del 50% respecto a la temporada anterior.

Los datos proporcionados por la red de precios pagados al productor que maneja el IDR, indicaron que durante 2017/2018, el mismo producto se pagó entre $4,50 y $5, dependiendo del momento de comercialización y la procedencia.

Del análisis detallado de origen se desprende que los durazno para industria de la zona, tuvieron una variación de precio promedio que pasó de $5 (2017/18) a $8 (2018/19), mientras que los de del Valle de Uco variaron de $ 4,50 a $ 6,50 en un año.

Aunque todavía resta conocer el volumen de cosecha, las expectativas están puestas en que el precio puede potenciarse aún más dado que el pronóstico es de 127.241 toneladas en toda la provincia.

Cabe remarcar que durante las últimas tres temporadas, la producción ha variado en redimientos obtenidos y superficie cultivada posicionando a Mendoza como la cuarta productora mundial de durazno industria.

El registro de los volúmenes de cosecha que se pronosticaron y cosecharon durante las últimas temporadas, da cuenta de que en 2016/17 se pronosticó una cosecha de 89.705 tn y finalmente se cosecharon 86.960 tn; mientras que en 2017/18 se pronosticó una cosecha de 140.280 tn y la cosecha total fue de 136.876 tn.

Por último, para solventar los gastos de producción y apuntalar el desarrollo económico del sector, el Gobierno de Mendoza tiene a disposición una serie de líneas de crédito para cosecha, acarreo y secado (hasta $3 mil, con TNA del 19%), para eficiencia energética (de $100 mil a $5 millones, con 13% de interés anual) y microcréditos para fertilizantes.

Fuente: InfoCampo